Tras su liberación, Rodrigo Eguillor dijo que es inocente y pidió disculpas "si alguien fue ofendido" por su video

El hijo de la fiscal fue excarcelado en la causa en la que está imputado por hostigamiento a una joven a través de las redes sociales

Tras su liberación, Rodrigo Eguillor dijo que es inocente y pidió disculpas "si alguien fue ofendido" por su video

"Si alguna persona fue ofendida, aunque fue para mis amigos, en chiste, le pido disculpas", dijo Rodrigo Eguillor este mediodía tras ser liberado, sobre el video de descargo que subió a las redes sociales luego de haber sido denunciado por abuso sexual por una estudiante universitaria de 22 años llamada Lourdes.

El polémico hijo de la fiscal habló con la prensa este mediodía tras ser liberado de la Alcaidía "Roberto Petinatto", en la localidad bonaerense de Lisandro Olmos, donde permaneció detenido anoche por otra causa, en la que está imputado por hostigar a una chica en las redes sociales.

"Soy inocente", insistió Eguillor refiriéndose al supuesto abuso. Solo aseguró estar arrepentido por el agresivo video en el que trató a Lourdes de "gato", dijo que "estaba mal de la cabeza" y era una "flojita de tanga".

"Todo lo que dije en el video no es mi visión. [Es la visión] de un chico que estaba bajo un nivel psicológico y psiquiátrico", completó.

El joven, visiblemente ofuscado por la presencia de los micrófonos y las cámaras, denunció además un "hostigamiento" de los medios a quienes criticó en repetidas ocasiones. "Todos ustedes armaron un circo", dijo en diálogo con los periodistas, pero no quiso hacer referencia a su situación ante la Justicia. "Tema judicial con mi abogado", señaló.

Sobre su estadía de una noche en la dependencia del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), aseguró que transcurrió sin inconvenientes: "Estuve en una celda unicelular, me trataron de primera, me dieron de comer, el alcalde un fenómeno". También confirmó que estaba peleado con su madre, la fiscal Paula Daniela Martínez Castro, de la Unidad Especializada en Ejecución Penal N°2 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora, quien no fue a visitarlo durante su detención.

Después de sus declaraciones, Eguillor se retiró del lugar en un remís blanco, pero no quiso decir hacia donde se dirigía.