Mauricio Macri: “Hay gato para rato”

El Presidente realizó una marcha, esta vez en la provincia de Buenos Aires.

Mauricio Macri: “Hay gato para rato”

En la gira de 30 ciudades, este sábado a Mauricio Macri le tocó Olavarría. Ayudó que cuando habló a la gente reunida en la Plaza Jesús Mendía, la lluvia había parado.

El Presidente, que busca dar vuelta las PASO el próximo 27 de octubre, estuvo junto a la gobernadora María Eugenia Vidal y la vicepresidenta Gabriela Michetti.

Como en las otras ocasiones, el Presidente habló de manera distendida. "Quiero decirles que el Gato aguanta", dijo ante un público que gritaba "el Gato no se va". "Cantar el 'Hay Gato para rato' cuesta, no es fácil rimar", bromeó Macri, ante un auditorio entusiasmado, con banderas celestes y blancas.

Macri reiteró la idea de que "este último tiempo ha sido muy duro, especialmente desde abril del año pasado". Y dijo que el peso de todo este proceso "en estos últimos meses ha caído sobre ustedes, la clase media".

Sin embargo, señaló que "ya empezamos a poner foco en el alivio, todo el esfuerzo que hicieron no fue en vano porque estamos parados sobre bases más solidas que nos van a permitir crecer". Y prometió: "Lo que viene es crecimiento, generación de empleo, mejora del salario, es trabajo, que es lo que todos queremos para salir adelante".

Macri volvió a poner el eje en la lucha contra el narcotráfico y dijo que está en retroceso, con récord de incautación de droga. "No hay moral que justifique vender la droga que mata a nuestros hijos. No hay doble discurso en esto. O uno está con la familia y la vida o está con los delincuentes y el narcotráfico", dijo, en lo que pareció una alusión al comentario de la oposición sobre los pobres que no tienen otra salida que vender droga.

El Presidente pidió a sus seguidores que convenzan a sus conocidos de ir a votar y que ayuden a fiscalizar.

Antes, Vidal había avanzado en una idea con un dejo de autocrítica. "Demostramos que podíamos ser un gobierno de verdad que peleaba contra el narcotráfico. Y nos pedían 'hagan las obras' que esperaron 50 años y las hicimos. Y hoy es tiempo de demostrarles que además de ser el Gobierno que peleó contra mafias, que hizo las obras, podemos ser el Gobierno del trabajo, de la producción y del salario".

La gobernadora agregó: "Las políticas se pueden mejorar y cambiar, pero lo que uno es no se cambia. Y nosotros somos honestos, trabajadores, democráticos, respetuosos".