La charla y las paces entre Alberto Fernández y Ginés González García, el destino 2023 de Axel Kicillof y un cumpleaños antigrieta

Pablo de León

La charla y las paces entre Alberto Fernández y Ginés González García, el destino 2023 de Axel Kicillof y un cumpleaños antigrieta

Un amigo es una luz

Ginés González García realizó en el final del mes de mayo un raid mediático dando su punto de vista sobre el meneado tema de Pfizer y tratando de explicar por qué no se cerró una negociación con la empresa farmacéutica estadounidense con sede central en Nueva York.​ Además de ese paso por medios de comunicación, el ex ministro de Salud reanimó charlas con varios gobernadores peronistas, quienes siguen consultando situaciones sanitarias con el médico cirujano nacido en San Nicolás de los Arroyos.

Muestra de que Ginés retomó actividad es que se fue hasta La Ñata, la finca tigrense de Daniel Osvaldo Scioli. "Son amigos de muchos amigos", afirmaron cerca del embajador argentino en Brasil, tras la cena bien regada entre los dos peronistas.

Pero el dato relevante es que González García estuvo el último sábado en la Residencia Presidencial de Olivos, reunido por primera vez desde su salida del Ministerio de Salud con Alberto Ángel Fernández.

El Presidente y su primer ministro de Salud hablaron por primera vez desde el escándalo del "Vacunatorio VIP" develado por Clarín en febrero último. Ambos hicieron las pases pero la larga charla no estuvo exenta de reproches mutuos; uno de ellos, y que el médico hizo público, es que al renunciado le hubiera gustado poder defenderse públicamente y no, ser "invitado" a irse de la gestión. El jefe de Estado también pasó facturas por el "Vacuna Gate". Pero todo culminó amigablemente. Y se abordaron algunos asuntos actuales, como por ejemplo, el ruido que hace la presencia de cuatro gerentes de La Cámpora en la Superintendencia de Servicios de Salud, algo que despertó las quejas de la CGT, donde González García también tiene varios amigos de años. ¿Volverán a mostrarse juntos el Presidente y Ginés? Misterio...

Alberto Fernández, junto a Ginés González García.

Alberto Fernández, junto a Ginés González García.

Futuro provinciano

El lunes último, Axel Kicillof fue hasta la sala de periodistas de la gobernación, en La Plata, para saludar a los colegas en su día. Y en la charla pasó desapercibido un detalle donde habló de su futuro político: "El chiste de la maldición del gobernador que nunca llega a presidente... Quería también decir que vinimos a gobernar la PBA, no a usarla de trampolín para otra cosa", dijo el actual gobernador. Y deslizó algo que se habla en el entorno del mandatario provincial: que Kicillof trabaja en un plan para los próximos seis años de la Provincia. Esto significaría que en 2023, Kicillof no buscaría un destino presidencial sino una renovación de su cargo de gobernador. ¿Es posible imaginar una definición de este tamaño sin una venia de Cristina Kirchner? ¿O sin una conversación con Máximo Carlos Kirchner? Imposible. Por eso, esta idea de un equipo trabajando para terminar este mandato e ir por cuatro años más abre interrogantes sobre la famosa "herencia política" de CFK. Habrá más informaciones para este boletín...

Axel Kicillof en La Plata,. Foto Nievas

Axel Kicillof en La Plata,. Foto Nievas

ZoomPleaños

En tanto la oposición tiene el rancho alterado. Y una de las atenciones mayores se las lleva la definición de María Eugenia Vidal sobre su eventual postulación a diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires, algo que la dama definiría a la vuelta de su viaje a Washington, ciudad en la que hoy se encuentra. Por eso, este miércoles fue foco de atención quien fuera su jefe de Gabinete. Federico Salvai, mano derecha de la ex gobernadora, quien tuvo el teléfono estallado. ¿La razón? Su cumpleaños, que fue recordado por su esposa, la ex ministra Carolina Stanley, con una romántica foto en Instagram. Salvai recibió ese día decenas de mensajes de WhatsApp para saludarlo, desde Sergio Massa y Horacio Rodríguez Larreta hasta el peronista Joaquín De La Torre y el intendente Jorge Macri, quien además le envió regalo.

Carolina Stanley y su saludo en Instagram para su marido Federico Salvai

Carolina Stanley y su saludo en Instagram para su marido Federico Salvai

Pero en los chateos por el cumpleaños no faltó la inquietud tanto de ex funcionarios como de actuales miembros de la gestión larretista y de intendentes bonaerenses, quienes preguntaban: “¿Va a jugar Mariú?”. Salvai, fiel a su estilo como jefe de ministros de la Provincia, eludió cualquier definición de quien suena como la “elegida” para ir por la pelea porteña de este año. Para sumar misterio a la definición, la propia Vidal posteó un saludo a Salvai donde cerraba diciendo: "Lo mejor está siempre por venir". ¿Hablará de un desafío más grande que la gobernación para 2023? ¿La Jefatura porteña o la Presidencia? ¡Cómo está la interna opositora!

María Eugenia Vidal y su sugestivo saludo a su mano derecha Federico Salvai

María Eugenia Vidal y su sugestivo saludo a su mano derecha Federico Salvai