El Gobierno publicó el decreto con las restricciones a la circulación y al transporte

Tras los anuncios, se efectivizó en el Boletín Oficial. Todas las medidas.

Ignacio Ortelli

El Gobierno publicó el decreto con las restricciones a la circulación y al transporte

El Presidente terminó de pulir pasado el mediodía de este jueves el decreto para imponer nuevas restricciones para contener la segunda ola del coronavirus. Tras idas y vueltas respecto a algunos detalles del texto, minutos después de las 14.30, fue publicado en el Boletín Oficial. En el DNU, que Alberto Fernández trazó hasta último momento desde la Quinta de Olivos, donde permanece aislado tras dar positivo de covid-19 la semana pasada, se plasma la prohibición de las reuniones sociales, la limitación en la circulación entre las 0 y las 6 de la mañana en los 87 distritos más comprometidos con los contagios, y el endurecimiento de los requisitos para acceder al transporte público, entre otros anuncios realizados horas antes por el mandatario.

Por otro lado, el jefe de Estado ratificó en el decreto que los restoranes podrán atender en lugares cerrados, algo que había puesto en duda este jueves por la mañana, cuando en una entrevista con radio Con Vos, planteó: "He pedido que en el DNU que saquemos prohibamos que se usen los lugares interiores del restorán y sólo se pueda comer al aire libre y con el mayor distanciamiento posible".

Si bien desde Presidencia se habían encargado de aclarar que había sido "un error" discursivo, finalmente en el texto se reafirmó la posibilidad de que el sector gastronómico mantenga el 30 por ciento del aforo en lugares cerrados. Esto incluye también a los eventos culturales, sociales, religiosos, y a los encuentros en cines, teatros y clubes.

En cuanto al resto de las restricciones no hubo diferencias respecto a lo que adelantó el jefe de Estado en su mensaje grabado desde Olivos. Regirán desde las 0 de este viernes "hasta el 30 de abril inclusive", aunque desde el Gobierno no descartaron -en línea con los dichos del mandatario- que se adopten nuevas medidas si la curva de contagios continúa en ascenso.

"si veo que la cosa se pone peor y la gente no reacciona, le voy a tener que hacer un pedido muy claro a los gobernadores que se ocupen de hacer lo que no hagan", alertó el Presidente en su aparición radial, antes de que salga el decreto. Fue un aviso a los gobernadores -especialmente hacia el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta- de que, a través de las fuerzas federales a cargo de la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, el Gobierno monitoreará de cerca los controles y la fiscalización.

Alberto F. le transmitió a los suyos que "no le va a temblar el pulso" para endurecer las restricciones si ve que en los distritos no se acatan las medidas.

El decreto, en el artículo 11, suspende en todo el territorio nacional los viajes grupales, de Egresados, de Jubilados, de Estudio ó competencias deportivas no oficiales; de grupos turísticos.

También prohíbe las reuniones sociales, "salvo para la asistencia de personas que requieran especiales cuidados". En las zonas no comprendidas entre las de "alto riesgo" epidemiológico, las reuniones sociales estarán habilitadas siempre que participen hasta diez personas.

En cuanto a los encuentros en espacios públicos al aire libre, el límite es hasta 20 personas.

A su vez, se suspende la actividad para casinos, bingos, discotecas y salones de fiestas, y el funcionamiento de los locales gastronómicos (restoranes y bares) entre las 23 y las 6 de la mañana.

Respecto a la recreación, los gimnasios deberán funcionar con hasta diez personas en lugares cerrados, siempre que se permita el distanciamiento mínimo de dos metros entre los participantes.

Mientras, las competencias deportivas oficiales nacionales, regionales y provinciales en lugares cerrados dónde participen más de diez personas "podrán desarrollarse siempre y cuando cuenten con protocolos".

El artículo 18 contempla las restricciones a la circulación nocturna, señaladas como un "toque de queda virtual" por quienes advierten sobre su inconstitucionalidad; en las zonas de alto riesgo, entre las 0 y las 6 quedará prohibida salvo para esenciales. Esa franja es la mínima impuesta por el Gobierno nacional, pero Fernández, a continuación, dejó abierta la puerta para que los gobernadores puedan disponer su ampliación, "siempre que el plazo no supere el máximo de diez horas".

En esa línea, el jefe de Estado delegó también facultades para que los mandatarios locales puedan "adoptar disposiciones adicionales" para restringir otras actividades.

El transporte público en el Area Metropolitana de Buenos Aires, una de las principales preocupaciones de los sanitaristas, quedará habilitado -según establece el artículo 16- sólo para quienes están comprendidos entre las actividades consideradas esenciales, que deberán volver a tramitar el "Certificado Unico Habilitante para Circulación".

De este modo, los empleadores de actividades no esenciales que requieran la presencialidad de sus trabajadores deberán "garantizar el traslado sin la utilización del servicio público de transporte de pasajeros".

Entre los exceptuados a las restricciones en el transporte, se incluye a "las personas que deban concurrir para la atención de su salud, o tengan turno de vacunación, con sus acompañantes".