Cumbre virtual del G-20 concluye el domingo

Cumbre virtual del G-20 concluye el domingo

La cumbre virtual del Grupo de los 20 continúa este domingo en Arabia Saudita.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien no ha hecho muchas apariciones públicas desde que perdió las elecciones presidenciales a principios de este mes, tiene previsto asistir a la reunión el domingo, como lo hizo el sábado.

El rey Salman de Arabia Saudita inauguró la cumbre el sábado pidiendo a los países miembros que aseguren al mundo un acceso asequible y equitativo a las vacunas.

En esta foto proporcionada por el Palacio Real de Arabia Saudita, el rey Salman inaugura la cumbre virtual del G20 organizada por su país en medio de la pandemia de COVID-19, en Riad. Sábado 21 de noviembre de 2020.

"No escatimaremos esfuerzos para garantizar su acceso asequible y equitativo para todas las personas, en consonancia con los compromisos de los miembros de incentivar la innovación", dijeron los líderes en un comunicado preliminar del G-20 visto por Reuters. "Reconocemos el papel de la inmunización amplia como un bien público mundial".

La pandemia y la crisis de la recesión económica dominaron el primero de los dos días de la cumbre virtual de los 20 principales países industriales y de mercados emergentes.

“Tenemos el deber de enfrentar juntos el desafío durante esta cumbre y dar un fuerte mensaje de esperanza y tranquilidad”, dijo Salman al inaugurar la cumbre.

Los comentarios del rey tuvieron lugar cuando los casos globales de coronavirus se acercaron a 58 millones y las muertes por COVID-19 en todo el mundo se acercaron a 1,4 millones, según la Universidad Johns Hopkins.

A los líderes del G-20 les preocupa que la pandemia amplíe aún más la brecha entre ricos y pobres. Para combatir eso, la Unión Europea instó a contribuciones por un total de $ 4.5 mil millones para Access to COVID-19 Tools Accelerator, un proyecto global para acelerar el desarrollo y distribución de vacunas, pruebas y tratamientos, según la Organización Mundial de la Salud.

La canciller alemana, Angela Merkel, prometió casi 593 millones de dólares. El presidente de Rusia, Vladimir Putin, ofreció la vacuna Sputnik V de Rusia y China se ofreció a cooperar en las vacunas.

Esta foto proporcionada por la Cumbre del G20 en Riad, muestra al rey saudita Salman, al centro, y al resto de líderes mundiales durante la cumbre virtual del G20 organizada por Arabia Saudita en Riad, el sábado 21 de noviembre de 2020.

El sábado, Trump tuiteó sobre el fraude electoral infundado en las elecciones presidenciales de Estados Unidos del 3 de noviembre durante las declaraciones de Salman antes de irse a jugar golf en su club, en el cercano norte de Virginia.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, dijo que habló de la necesidad de trabajar juntos para restaurar el crecimiento económico, pero no mencionó el compromiso de Estados Unidos de apoyar la distribución global de una vacuna en un resumen publicado el sábado por la noche.

Después de que Trump abandonó la reunión virtual, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steve Mnuchin, quien también asistió, dijo en un comunicado del Departamento del Tesoro que la Iniciativa de Suspensión del Servicio de la Deuda de siete meses de antigüedad “es un logro clave del G-20 en respuesta a la pandemia. " La iniciativa tiene como objetivo ayudar a los países más pobres del mundo a hacer frente a las consecuencias de la pandemia hasta mediados del próximo año.

La declaración del Secretario del Tesoro también dijo que el Marco Común del G-20 ayudaría a los países más pobres a abordar los problemas de deuda inducidos por la pandemia "coordinando la resolución de la deuda soberana si fuera necesario".

BM insta al alivio permanente de deuda

El presidente del Banco Mundial, David Malpass, advirtió el sábado al G-20 que no debería escatimar recursos para proveer alivios de deuda permanentes a algunos países que afrontan aumentos desenfrenados de niveles de pobreza, ya que podrían repetirse los desastrosos ‘impagos’ de la década de 1980.

Malpass dijo que le complacía ver los progresos del Grupo de las 20 principales economías del mundo para mejorar la transparencia en los acuerdos de deuda y proveer un alivio mayor a las naciones vulnerables, pero que era necesario hacer más.

“La reducción de la deuda y la transparencia permitirán una inversión productiva, clave para lograr una recuperación más temprana, más sólida y más duradera”, dijo Malpass a los líderes del G-20 durante una reunión telemática.

“Tenemos que evitar hacer muy poco ahora y luego sufrir incumplimientos desordenados y reestructuraciones repetidas de la deuda como en la década de 1980”, declaró.

La llamada “década perdida” de los 1980 dejó a varios países sumamente endeudados en América Latina y otras regiones incapaces de cumplir con el pago de sus deudas, lo que retrasó el crecimiento económico y los esfuerzos para reducir los índices de pobreza.

Malpass, quien comenzó a presionar por reestructuraciones a principios de la crisis del COVID-19, advirtió que los problemas de financiamiento estaban empeorando en países como Chad, Angola, Etiopía y Zambia, y que la ausencia de un “esquema permanente de alivio de deuda” oscurecía las perspectivas de disminución de la pobreza.

La cumbre del G-20 se lleva a cabo principalmente en línea por primera vez este año debido a la pandemia de COVID-19.

Los países miembro del G-20 incluyen Argentina, Australia, Brasil, Gran Bretaña, Canadá, China, Francia, Alemania, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Rusia, Arabia Saudita, Sudáfrica, Corea del Sur, Turquía, los Estados Unidos y el Unión Europea.

Esas naciones representan, según el sitio web del grupo, "alrededor del 80% de la producción económica mundial, dos tercios de la población mundial y tres cuartos del comercio internacional".